On the Road BB7 [12-19/04/2012] (H team) #BerlinSquare

Queda poco más de una semana para que se inicie la 7 Bienal de Berlín. Tal vez en otros sitios no se tenga la más mínima idea de lo que esto puede representar pero aquí en Berlín parece que el grupo de entusiastas curadores polacos que están invitando a este evento tampoco lo sepan.
Por un lado se han propuesto trasladar a diferentes grupos de trabajo que han eclosionado después de la primavera árabe tales como el 15M, occupy… etc a instalar una plaza como las que se han elevado en este año en todo el mundo, por el otro, aun no se conoce el resultado de esta mezcla pero os voy a adelantar algunas experiencias compartidas en esta primera semana en la capital alemana.

Este proyecto se está iniciando en las instalaciones del KW, un edificio en el centro de Berlín, tan en el centro que está rodeado por algunas sinagogas judías custodiadas día y noche por la policía. La historia sionista de nunca acabar. Estamos a pocos metros del Tacheles, un centro social ocupado con fines artísticos que ha sobrevivido a algunos intentos de expulsión, el último hace poco menos de un mes. Este barrio no es Kreuzberg, conocido asentamiento alternativo, tampoco es Neukoln, kebabs everywhere, este año el campamento de la Biennale estará instalado en el centro neurálgico de Berlín, para más detalles el barrio de Mitte, tiendas fashion, galerías de arte y pequeñas cafeterías de tarta y café. Interactuar desde aquí es otro de los retos que se han propuesto los curadores a la hora de invadir la ciudad.

Los primeros que hemos llegado de otro país para entender de qué va esto hemos sido el 15M. Cargados de la energía que proyecta una lucha tan perseverante como la nuestra, nos hemos puesto a ver qué hacen por aquí o qué hacen por allá. No sé si por nuestra larga tradición migrante o por la necesidad de hilar afinidades nuestra agenda de los primeros días fue contactar con lxs españolxs que ya sabían algo de qué iba este asunto llamado Biennale. Nos presentamos en la Asamblea del 15M Berlín en un bar muy agradable donde todavía se puede fumar en el interior. El grupo está conformado por españoles que estudian, que trabajan o que buscan trabajo, nos llamó la atención que algunxs de ellxs acababan de llegar expulsadxs por la crisis tan severa que nos azota y entre tema y tema nos contaban sus peripecias para buscarse la vida en otro país, en muchos de los casos sin conocer el idioma local. El 15M Berlín ha ido desmembrándose a medida que ha ido pasado el invierno, podrían ser unos 20 en estos momentos y en parte porque la mitad de ellxs eran estudiantes que se incorporaban ese mismo día. Cuando tocó hablar sobre la Biennale algunxs se mostraban a escépticos a participar, en el fondo, parece que el nombre todavía impresiona, nuestro punto de vista fue hacerles llegar que nuestra idea de venir no representa un antes y un después sino una continuación de lo que ya estamos haciendo desde nuestras ciudades, les ofrecimos compartir metodologías, herramientas y luchar codo con codo. Se animaron a participar con sus ideas y planteamientos, más tarde, fijamos irnos encontrando en el KW para desarrollar lo que nos habíamos prometido.

El siguiente sondeo sobre la Biennale lo hicimos en Ostkreuz, casi al final de esta ciudad, donde volvimos a encontrarnos con unos activistas alemanes que participaron en Barcelona en las jornadas de “Cómo acabar con el mal”. Ellxs llevaron a las jornadas la idea de construir inflables contra la represión, nos hablaron de su próximo proyecto para el 1 de mayo, una atractiva iniciativa para combatir el mal a partir de la imaginación que mencionaremos cuando lo hayan realizado, ya sabéis, la poli también lee estos textos. Nosotrxs les hablamos de la Biennale, otra vez nos pusieron cara de la Bie… que? Y le volvimos a explicar que nuestra intención es contar con ellxs para crear esa escuela de creative army que proyecte las acciones reivindicativas. Hablamos por poco tiempo porque ya era tarde cuando llegamos a su barrio y en Berlín los trenes, como en Barcelona, se van a dormir a medianoche. Nos invitaron a comer, a dormir y nosotrxs les prometimos que en otro momento, a esa altura de la noche ya nos habíamos intercambiado los números de teléfono y nos ofrecieron su taller en Kreuzberg para maquinar la creative army de esta Biennale.

A medida que pasaba la semana nos prometíamos seguir con esta labor de picar puertas al tiempo que no podíamos abandonar la actualidad de España, participamos en alguna que otra campaña de twitter, ha sido muy divertido engancharse a la imaginación del TL mofándose de las peripecias del rey elefante, tanto que ya se puede decir que hacemos con estos lo que nos propongamos, sólo es cuestión de proponérselo, y así continuaremos con el resto de retos, a modo de hormiga, limando las bases de este aparatillo llamado sistema que poco a poco y desde afuera se ve como va cayendo. Todo es cuestión de perspectiva, desde aquí se ve más claro vuestro inmenso trabajo.

En los últimos días ha ido llegando gente de occupy, los primeros una pareja que han hecho la marcha de NY a Washington, se han instalado en el mismo espacio que nosotros, un apartamento destinado para artistas dentro del edificio de la Biennale. Aquí estamos un poco hacinados pero felices de ver que trabajando en el mismo espacio las diferencias son mínimas. Ellxs se han puesto a diseñar la web http://occupybb7.org/node y nosotros a dinamizar los grupos de trabajo para llenarla de contenido. Sin ir más lejos la noche del martes nos tocó asistir a la primera asamblea de la Bienal. Habían unas 30 personas, se eligió a una persona para tomar turnos, otra para tomar acta y un dinamizador. Procuramos que todo fuera lo más local posible. A los cinco minutos la asamblea propuso un cambio en la dinamización. Tomamos la responsabilidad. Se habló de la importancia que tiene este evento para interactuar con personas de otros movimientos, de la manera que podríamos enfocar la rueda de prensa del próximo 25, de las finanzas, del alojamiento para lxs que no quepan en el espacio de interacción, de acciones a desarrollar… fue una asamblea fluida a partir de que se zanjó el tema de las finanzas. Un voluntario se ofreció a dar un taller de cómo vivir y desarrollar proyectos sin dinero, se consensuó dar prioridad a la llegada de participantes internacionales, de alguna manera, el fruto de esa interacción es lo que todo el mundo espera de esta Biennale. Todxs menos los que aun ven en este evento la posibilidad de mostrar su proyecto personal, un tema que se trató al final de la misma con la idea de que la construcción de un proyecto comunal es la prioridad de este evento.

Al día siguiente salió un sol radiante, el primero desde que llegamos a Berlin, con él, se han iniciado las reuniones de trabajo de los locales y los que hemos llegado de afuera. Hemos compartido metodologías y ellxs nos han mostrado su enorme eficacia para asimilar y comenzar a trabajar. La Bienal todavía está a más de una semana de comenzar, pero por los pasillos y las salas de este edificio ya comienza a respirarse el ambiente de la plaza, incluido el típico perdido que pregunta “yo también estoy harto de este sistema ¿cómo puedo ayudar a cambiarlo?”

Fotos: @manufestación02 (menos la primera)

Leave a Reply

Please log in using one of these methods to post your comment:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: